Loading...
























¿QUerés ver más videos de "IL MONDO DELLA LUNA"?

















































































¿QUerés ver más fotos de "IL MONDO DELLA LUNA"?



El Mundo de la Luna fue escrita por un revolucionario, Carlo Goldoni, quien utilizaba hace 300 años una práctica para algunos hoy “de avanzada”: transformar en obras el resultado de improvisaciones. Provenientes de la Commedia del’Arte, estas improvisaciones dan como resultado un teatro dinámico, con mucha acción física y un perfecto humor que nos embriaga para sin darnos cuenta desnudarnos el alma. Hacia finales del siglo XVIII el espíritu de Galileo estaba presente en cada humanista que dedicaba su vida a la observación de natura mientras la Revolución Francesa esperaba en puerta... pero las cortes europeas preferían divertirse aisladas del bouillon du temps que se estaba cocinando. Joseph Haydn, fascinado por los avances sociales y científicos de su tiempo, se atreve a elegir un libreto que ya había sido usado por otros compositores pero confiado en que sólo él podría escribir una música a la altura de las palabras de Goldoni y así lograr con sus melodías la creación de este nuevo mundo con el que sueñan nuestros personajes (¿y autores?). Ópera pensada para celebrar una boda real que, sin embargo, se hace eco de las tensiones de la época que la concibió. Tensiones que están también en la materia de la obra: arias da capo conviviendo con la forma sonata nos describen personajes en tránsito del estereotipo a la subjetividad y así, un interés en apariencia material -poseer dinero, poseer mujeres- disfraza un objetivo mucho más profundo: cambiar las reglas del mundo.

Pero como toda obra también está atada a convenciones propias de la poética de su tiempo. Convenciones que hoy, muchas filosofías después, resultan en formas rígidas que le restan honestidad a las emociones que viven nuestros personajes. Fue por este motivo que nos embarcamos en la odisea de versionar un texto lírico; recorrer el texto palabra por palabra para ir detectando aquellos momentos en los cuales las condiciones de producción de la época atentan contra la sinceridad de las situaciones según las sentimos hoy y así poder llegar la esencia de la obra, cuya emotividad es tan actual como la belleza de sus notas.

EQUIPO

Dirección Musical: Ulises Maino
Dirección Escénica: Julián Ignacio Garcés
Producción: Luciana Bianchini​ - Gabriel Vacas​
Dramaturgista: Julián Ezquerra
Escenografía: Laura Copertino​
Vestuario: Mariana Seropian​
Iluminación: Verónica Alcoba​
Community Manager: María Alejandra Adler
Asistente de producción: Martina Rivelis

ELENCO

Bonafede: Juan Salvador Trupia​
Ecclitico: Ramiro Pérez​
Flaminia: Laura Polverini​ / Elizabeth Guerrero Rengifo​
Clarice: Ana Sampedro​ / Sofi Di Benedetto​
Lisetta: Sabri Contes​
Ernesto: Gabriel Vacas
Cecco: Luis Fuentes Bustos​

ORQUESTA DE SOL LÍRICA

Director Ulises Maino

Asistente: Clara Marco Fernández

Oboes: Paula Llan - Edgardo Acuña
Fagotes: Abner Silva - Daniel Vexlir
Cornos: Celso Alves - Ñawin Rodríguez
Violines I: Agostina Sémpolis - Jonathan Gonzalez - Hermes De La Vega
- David Scarpetta Stephany Rodríguez - Leandro Falconi
Violines II: María Victoria Mayorquín - Matías Ormeño - Naara Belén Gómez
Stephanie Zambrano- Eugenia Navmoran
Violas: Fernando Estrup - Ariel Casivar - Esteban Fioroni
Violoncellos: Alonso Morales - Macarena Vía
Contrabajos: Paolo Vidal- Manuel Volpe
Continuos: Pablo Manzanelli - Walter Díaz

TEATRO EMPIRE

BUENOS AIRES 2016